Los negocios rentables del vino

By | 26 septiembre, 2012

Los negocios rentables que están aflorando con la crisis son aquellos que son innovadores, que sorprenden por su originalidad. Al igual que ocurre con muchos negocios que con las nuevas tecnologías permiten ganar dinero por Internet por la implantación de la tecnología, también hay negocios tradicionales que han sabido reconvertirse y ofrecer al consumidor un plus, un valor añadido a sus servicios o productos entrando en la vertiente de convertirse en negocios exitosos.

 

Los negocios que giran en torno al vino como hilo conductor, se está destacando en los últimos años como negocios rentables con mucho futuro siendo uno de los candidatos a ser nombrado como negocio rentable 2013, ya que se las bodegas tratan de implantar no solo las ventas de sus vinos sino que tratan de crear una atmósfera de cercanía con la tierra, y de ahí que estén creando una infraestructura alrededor del vino, para atraer a una parte muy importante de turismo y con gran status social.

 

Las bodegas están implantando actividades tales como catas de vino, conferencias in situ, bien en el propio terreno o en las bodegas, para ello han complementado sus servicios de venta de vino con importantes infraestructuras hoteleras, ofreciendo estancias de fines de semana, a precios muy competitivos para convertir el negocio del vino en un ejemplo de los posibles negocios rentables que pueden existir en el medio rural.

Existen bodegas, como las bodegas Arzuaga, ubicadas Ribera del Duero, que complementan su actividad con la una reserva cinegética de animales de caza mayor, ciervos, jabalís y muflones etc.

 

Es una línea de negocio muy innovadora porque al estar apartados de la ciudades le impregnan un carácter de relax y exclusividad, dándole al cliente todo lo necesario para que no salga de su establecimiento a lo largo del fin de semana, lo que motiva que los ingresos se generen desde diversas líneas de negocio, ya que incluso ofrecen servicios de spas, de masajes etc, y todo con el vino como telón de fondo.

 

El enoturismo lleva implantándose en muchas zonas del interior propiciando la puesta en marcha de muchas ideas que en poco tiempo se transformarán en verdaderos negocios rentables, porque la cultura del vino está ganando adeptos y aprender las nociones básicas y aprender a catar los caldos se está imponiendo en un elemento de distinción e incluso en cierto estamentos sociales como una necesidad.

 

Pero no solo el vino convierte a las bodegas en negocios rentables sino que una buena parte del negocio de las agencias de viaje es organizar recorridos y catas por diversas bodegas. E incluso alguna agencia de viaje se ha decantado por especializarse por completo en este tipo de turismo como es Viavinum

 

Las ofertas son muy variadas desde visitar los viñedos, las bodegas, realizar una cata o incluso hacer un pack completo y hospedarse en alguno de los muchos y muy buenos establecimientos que se han construido al lado de las bodegas. Es un tipo de turismo que se extiende a lo largo de todo el año, no ciñéndose a determinados meses.